“Pepe” Mujica y Alberto Fernández reflexionaron sobre la sociedad de consumo en la UNTREF

El ex mandatario uruguayo y el presidente electo de Argentina se encontraron en este evento organizado para los estudiantes de la Universidad y dejaron algunas enseñanzas sobre las trampas del capitalismo tardío y cómo resistirlas

01-11-2019

El ex presidente de Uruguay, José "Pepe" Mujica, y el presidente electo de la Argentina, Alberto Fernández, brindaron una conferencia ante más de 350 estudiantes de la UNTREF en la que diseccionaron el consumismo y sus efectos sociales, al tiempo que transmitieron un mensaje de esperanza a los jóvenes y refirmaron la importancia de abrazar los valores solidarios.

“Estamos inmersos en una gigantesca telaraña de la cual no vemos los hilos y es difícil salir”, definió Pepe Mujica, apuntando que a lo largo de la historia los sistemas no han sido solo de producción y distribución sino también “formadores de culturas subliminales”.

En el auditorio de la Sede Caseros II, el ex mandatario dijo que el consumismo es una necesidad de la acumulación capitalista, y que se trata de una formación cultural que busca regular las conductas de nuestra vida, cuya “fuerza creadora” es la codicia.   

“Gastamos nuestra vida para hacer frente a la necesidad de cubrir los costos de consumir cada vez más,  y nos olvidamos de ser felices”, dijo Pepe Mujica, remarcando que “la felicidad es cultivar los afectos”.  Para él, ponerle freno a la civilización consumista significa valorar la vida y la libertad. Además, comentó que es fundamental porque es imposible cuidar el medio ambiente con una cultura basada en el despilfarro.

El dirigente latinoamericano bromeó con aquel mote que le pusieron. “Dicen que soy el presidente pobre. Pobre es aquel que está esclavizado, al que nunca le alcanza lo que tiene y vive corriendo”,  dijo y fue aplaudido por todos los presentes.

“Mi generación es nieta del racionalismo, pensaba que cambiando las relaciones de producción iba a nacer una sociedad nueva, lo que no nos dimos cuenta es el papel  que tiene la batalla cultural”, explicó, acotando que el cambio en la cultura es más difícil y lento.

Mujica dejó un mensaje especial para las generaciones más jóvenes. “Ustedes que están acá, que tienen el privilegio de ser universitarios, recuerden que hay millones que están en el fondo del tarro y que esa es una deuda social que tenemos por delante”, subrayó. Con su característico tono descontracturado, les dijo que lo que “nos diferencia de los otros bichos es que nos preocupamos por nuestra descendencia, somos animales sociales”.  

Mujica manifestó estar muy feliz de encontrarse con Alberto Fernández y bromeó despertando las risas en el auditorio: “Es un honor tener a un amigo que consiguió una changuita de presidente, un amigo imprescindible en esta batalla”.

Luego Fernández tomó la palabra y fue ovacionado por toda la sala. “El problema con el capitalismo es que crea necesidades que no existen”, aportó.

El presidente electo expresó que somos hijos del posmodernismo, donde el narcisismo ocupa un lugar central, la meritocracia es la regla y se acrecientan enfermedades derivadas de la preocupación por la estética, como la bulimia y la anorexia.  

Alberto Fernández analizó algunas manifestaciones de la cultura de masas como los dibujos animados, y aseguró que son un mecanismo de control social por excelencia. “Los dibujos de Warner empezaron el posmodernismo”, continuó, enfatizando que en sus personajes “hay una disputa entre un tonto y un vivo, donde siempre gana el vivo”.  De acuerdo a él, esto fue un modelo para muchos chicos. “Bugs Bunny era un gran estafador, representa el modelo del individualismo del vivo, así como el animé japonés inyectó la lógica de la violencia”, se explayó.

Sin embargo, planteó que siempre aparece una reacción en la sociedad, y ejemplificó con el movimiento hippie de la década del 60. “Se opusieron al consumo y a la guerra, plantearon una verdadera revolución en ese tiempo”, describió.

Como puntualizó, la sociedad de consumo nos ha hecho perder la felicidad. “Tenemos que recuperar esta idea de que el exitoso no es el que junta dinero sino la persona socialmente respetada y querida por los otros, como Pepe”, dijo devolviendo las gentilezas.

Fernández invitó a todos los asistentes a ser más solidarios. “Nadie puede vivir en paz sabiendo que el que está al lado sufre y pasa hambre”, opinó.  

Junto a los invitados de lujo estuvieron el vicerrector de la UNTREF, Martín Kaufmann; el profesor Enrique Valiente, coordinador de la cátedra Cultura Contemporánea, y Leticia Mirás, docente de la asignatura organizadora del evento junto a las otras materias comunes: Introducción a la Problemática del Mundo Contemporáneo, Cuestiones de Sociología, Economía y Política y Problemas de Historia del Siglo XX

"Uno de los principales dirigentes de nuestra América está hoy en la UNTREF y es increíble para nosotros que se haya sumado nuestro futuro presidente Alberto Fernández", expresó Kaufmann en el comienzo de la charla.

"El viernes pasado en nuestra Sede Rectorado Centro entregamos el Doctorado Honoris Causa a Estela de Carlotto y Alberto Fernández también estuvo presente. Quiero destacar que en ese momento lo invitamos a subir al escenario y él prefirió sentarse como uno más en la primera fila. Eso es un gesto que lo enaltece", relató Kaufmann.

A su turno, Mirás dio inicio a la charla al decir que "el capitalismo actual nos propone una nueva forma de sujeción que es el consumo. Esto nos hace perder la crítica de nuestra vida cotidiana, eso nos pareció desde la cátedra un buen puntapié para comenzar".

“Como universidad nos hemos propuesto contribuir a un perfil de graduado que va mas allá de la adquisición de conocimientos disciplinares. Apuntamos a que se formen en un compromiso con la comunidad y el tiempo histórico que les toca vivir”, resumió  Valiente sobre el espíritu de la reunión.

Reviví la charla completa en el siguiente link, a partir del minuto 45 

Descargar galería de imágenes: